Senador Antonio Horvath en etapa reflexiva

A menos de un mes de haberse sometido con éxito a una compleja cirugía, el senador Antonio Horvath retomó este martes 1 de agosto su plena actividad legislativa. No obstante, durante las últimas semanas, mientras estaba hospitalizado, se dedicó a leer, conversar con amigos y colaboradores, estar con parte de su familia, mantenerse conectado a los temas públicos y regionales que lo han motivado toda su vida, obtener permiso médico para pegarse su arrancadita al Senado para votar en la ley de despenalización del aborto en tres causales y, como es de suponer, pensar en su futuro político y reunirse con sus colegas Alejandro Guillier y Manuel José Ossandón. Al respecto asegura: “Estoy en una etapa de reflexión”, sin entrar en mayores detalles. “Ya habrá tiempo para conversar de eso”, asegura en entrevista exclusiva con Diario de Aysén.
De lo que sí está preocupado es del futuro de la región que representa en la Cámara Alta. “Hay que sacarle más partido a la condición única que tiene la Región de Aysén desde el punto de vista de su biodiversidad, del ecoturismo, de las energías renovables no convencionales, forestar con especies nativas, considerando nuestras 500 mil hectáreas disponibles”.

Transcurridos varios días del desplome del puente Ventisqueros, el senador Horvath piensa que lo más importante es restituir lo antes posible la continuidad física. Explica que como existía un trasbordador para saltarse el tramo de ensanche de las faenas –donde en mayo ocurrió un gravísimo derrumbe con dos víctimas fatales–, “ese mismo trasbordador desde el aeródromo de Puyuhuapi hacia el Queulat salva el sector del puente Ventisqueros y permite la continuidad. Eso es un punto muy importante”, destaca. “Lo segundo –agrega– es hacer presente que el ministerio de Obras Públicas tiene que llevar un monitoreo muy acucioso de los sectores más sensibles y buscar la fórmula de que se cumplan las leyes; los puentes no pueden soportar cargas que sobrepasan dos o tres veces la capacidad para la que fueron pensados”.

 

En este sentido sostuvo haberse anticipado a situaciones como la del puente Ventisqueros, proponiendo al MOP la creación de una unidad de innovación y tecnología, iniciativa que ha sido bien acogida. “El objetivo es manejar de mejor manera los tránsitos, las áreas de riesgo, prevenir en cuanto a la oportuna mantención”.

 

-¿Qué acciones ha emprendido al respecto?

-Este trabajo lo adelanté con personeros del Instituto Internacional de Innovación Aysén Patagonia, entre ellos, su secretario ejecutivo Andrés Barentin; y con las universidades con las cuales mantenemos contacto; como la Universidad Federico Santa María, la Austral de Chile y la Universidad de Chile.

-¿Qué rol jugaría en esto la Universidad de Aysén?

-Obviamente que siempre está considerada. Desde luego hay que sacarle más provecho al convenio de cooperación suscrito con la Universidad Técnica de Berlín.

Infraestructura

En materia de infraestructura regional, el parlamentario opina que es necesario ampliarse, considerando la situación de aislamiento de Aysén. “Se trata de una necesidad muy grande. Tenemos más de 100 valles que están desconectados, y en ellos hay que hacer caminos, sendas, balsas y pasarelas”.

-¿Se está haciendo algo al respecto?

-Efectivamente, pero se está haciendo en una muy baja proporción.

-¿Cuál es su propuesta?

-Al interior del MOP, tal como se hace en instancias intraprediales con el Indap, hay que crear una unidad que se dedique a este tipo de labores, independiente de que se hagan puentes sofisticados, que se hagan pavimentos o ensanches que son muy grandes y que demandan mucho esfuerzo e inversión, y son necesarios y requeridos.

El parlamentario sostiene que tal iniciativa trae consigo otras repercusiones respecto a la reactivación económica, o el acceso a bosques que están haciendo que la leña sea cada vez más costosa debido a la lejanía con los centros poblados, como sucede en el litoral de Aysén. “También es necesario buscar fórmulas en paralelo con esa infraestructura para acceder a puntos adecuados para hacer pequeñas y medianas centrales hidroeléctricas, centrales eólicas que resuelvan la demanda energía en forma económica y limpia hacia el futuro”. Y agrega: “Tanto el accidente que en mayo pasado cobró la vida dos médicos y el reciente colapso del puente Ventisqueros, nos tienen que hacer reaccionar positivamente”.

 

Mineros atrapados

A más de un mes de la tragedia ocurrida en la mina Delia II, ubicada en la comuna de Chile Chico, el senador por Aysén reiteró su postura de mantener las faenas de rescate, objetivo que él mismo le planteó al gobierno.

-¿Cómo van esas gestiones?

-Lo encuentro francamente lamentable. He contactado a la ministra de Minería (Aurora Williams) y también lo he representado al ministro del Interior (Mario Fernández). La búsqueda no puede suspenderse. Tampoco se trata de hacer más de lo mismo.

-Usted ha planteado reevaluar la actividad minera, en especial en la Región de Aysén

-Así es. Estoy proponiendo formalmente revisar la minería en el sur de Chile y, particularmente, la que se realiza bajo niveles importantes de lagos, o incluso, lagos artificiales, como son los tranques de relaves, donde también hay presencia de lodo contaminado.

-¿Entonces ello limitaría la actividad minera en ese tipo de lugares?

-En lo absoluto. Estimo que ese tipo de minería se puede hacer solo en condiciones muy excepcionales, asegurando que no haya riesgos, eso significa hacer túneles revestidos, hacer las cosas de otra manera, pero así como se estaba trabajando no es conveniente.

-Una vez que se supo que producto del accidente que paralizó las faenas en la mina Delia II, la empresa Cerro Bayo estaba desvinculando trabajadores, usted habló de absorber esa mano de obra en la misma región.

-Efectivamente. En el área de Chile Chico hay muchos caminos que hacer, hay que mejorar el camino trasversal hacia la Carretera Austral, que son 120 kilómetros con tramos de ensanche y mejoramiento, incluso, hay que prolongar la pavimentación desde la frontera hasta Chile Chico hacia la ruta Austral; además, hay que hacer muchos caminos transversales.

-¿Están los recursos?

Hay mucho que hacer en materia de infraestructura, no necesariamente pasa por una inyección de más dinero, sino solo de hacer un ajuste dentro del Plan de Desarrollo de Zonas Extremas, de modo que no se queden personas sin oportunidad de trabajar. El programa tiene esa flexibilidad, y lo estamos monitoreando.

 

Universidad de Aysén

No obstante que aún es muy prematuro hacer un balance del funcionamiento de la Universidad de Aysén, ¿cuál es su percepción?

La universidad está funcionando regularmente, hemos tenido un estrecho contacto con su rectora María Teresa Marshall y su equipo directivo, quienes están haciendo un esfuerzo muy importante para darle el plus de identidad que tiene la Patagonia.

-¿Qué destacaría en esa línea?

-Tenemos un trabajo adelantado con la Facultad de Ingeniería Industrial de la Universidad de Chile, que conduce el profesor Carlos Vignolo para hacer un diplomado en innovación social, en crecimiento del capital social. Eso implica empoderar a las personas a través de un diplomado con rango universitario. El próximo año se realizará una feria de inventos de innovación. Esa es la veta, agregarle valor a las actividades y servicios de la zona. La integración de los adultos mayores también se enmarca dentro de la innovación social.

 

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register